El zapping del amor online

13.10.2020

Aunque no te conozco ya te estoy buscando

El amor romántico del sigo XVIII Y XIX es historia o eso dicen. No cabe duda que en la actualidad todos vivimos una transformación de la pareja humana, en sus diferentes modalidades. La noción misma de "pareja" sufre hoy profundas transformaciones. Según Puget y Berenstein (1989) la cotidianidad, tener un proyecto vital compartido, relaciones sexuales y la tendencia a la monogamia, están siendo modificados a una velocidad vertiginosa.

El concepto zapping o la conciencia cero bien sabemos que parte con las redes televisivas con múltiples canales y el poder del mando a distancia, con lo que se traduce en la abundante apariencia de opciones en la elección de la nada, debido a que el zapping se convierte en un fin en si mismo. ¿Qué es el zapping?. Constituye el símbolo de impaciencia y la imposibilidad de profundizar en algo, acarreando por lo tanto una destrucción del pasado que sustituimos por un presente continuo de alta estimulación sin final previsible que no apunta a la perdurabilidad. El término amor líquido acuñado por Bauman (2005) define la manera de relacionarnos en la actualidad en la que ya no se habla de "relaciones" sino de "conexiones" de "redes" en vez de "parejas". Es decir, a diferencia de las "relaciones" e ideas semejantes que refuercen el compromiso la "red" y sus "conexiones" promueven la falta de compromiso.

Eat, sleep, tinder y repeat. (come, sueña, tinder y repite).

Tinder es una de las aplicaciones, con un número de descargas que supera los 100 millones. Lanzada en el año 2012, ya está presente en 196 países. La primera impresión, y porque no, prejuicio, es que las app de citas son lugares de solo sexo casual. Pero más que eso, han tomado el sitial de uno de las principales modos en que las personas conocen a posibles compañeros.

Teniendo en cuenta lo citado anteriormente, es decir, tomando consciencia de que hoy en día las relaciones y vínculos que se forman en está app o en otras, se viven de una manera incierta, flexible y con un futuro incierto, nos preguntamos ¿es bueno o malo? por un lado se esta produciendo un desarraigo afectivo y una rápida desvinculación y además en el aire órbita la creencia de que los sentimientos pueden crear dependencia entre los usuarios ¿sentir es malo?. Estos pensamientos polarizados "bueno-malo", "blanco-negro", "sí o no" son consecuencia de la propia aplicación o de nuestros propios sesgos. En la app polarizamos las elecciones de los usuarios con un simple gesto, izquierda o derecha, sí o no, como cuando zapeamos para cambiar de canal de Tv. Estás dicotomías nos enseñan el mundo sin colores intermedios, blanco o negro.

La vida, en su óptima expresión, es un proceso dinámico y cambiante, en el que nada esta congelado. (Carl Rogers, El proceso de convertirse en persona)

Por otro lado, ¿notas que falta algo?. Yo sí, faltas tú, falta tu propia experiencia que es lo que te acercara a la realidad. Pero, es importante que seas consciente de quién eres. Conocerte y decirte a ti mismo "este soy yo" ser consciente de tu desarrollo personal, profesional, tus primeros años, tu filosofía, tu visión del mundo, de la vida, de las personas, tus viajes, tus hijos, etc. Es importante saber quién eres. También es importante saber qué aceptar a otra persona, con sus propios sentimientos, no es fácil, como tampoco es comprenderla. La controversia generada hacia ese lugar al que parece que vamos de cabeza llamado Narcisismo y él abandono del "yo con los otros" parece dictado por Moises e impuesto como un nuevo mandamiento. Puede ser cierto o no. Sin embargo, tu también tienes algo que aportar, porque tu experiencia es la piedra de toque de la validez. Nada tiene tanta autoridad como ella, ni las ideas ajenas ni mis propias ideas. Si quieres descubrir la verdad, tu experiencia será la fuente donde debes retornar una y otra vez. Carl Roger en su libro el proceso de convertirse en persona resalta algo a tener en cuenta, los hechos nunca son hostiles, cada prueba o dato que se pueda lograr, nos acerca más a la realidad.

No quiero decir con esto que sea fácil. Todos partimos de una experiencia, somos libres de elegir, de elegir las citas online, las citas en un bar, de tomar helado de chocolate con menta y de que nos gusten los unicornios. Somos libres, y quizás lo más difícil en todo esto, es ser auténtico.

El uno es el mayor número del mundo.

En conclusión, casi todos nosotros percibimos que nos encontramos en un momento de transformación social en las relaciones, en el cual los valores aprendidos en nuestro origen (familia, cultura, educación etc) parecen tambalearse. Pero, la incertidumbre no tiene porque ser algo negativo, ¿existe alguien que tenga alguna certeza absoluta sobre algo?. Estos valores aprendidos que forman nuestra forma de ser, no deben de ser destruidos o eliminados pero quizás suceda que aparezca nuevos valores (ten claro quién eres). También, cabe la posibilidad que revisemos nuestros valores y consideremos que son más que suficientes y sigamos optando por usar otros métodos para relacionarnos que también nos aportará experiencias.

Estamos viviendo una confrontación entre lo romántico y lo realista, entre la comodidad de las relaciones convencionales y él atrevimiento de la libertad sexual pero seamos conciliadores con la realidad y tendamos un puente que intermedie entre esta dicotomía. Ese puente será nuestra propia experiencia, ya que nada tiene más autoridad que ella.

Como sugerencia de film os aconsejo una historia de amor adolescente Your Name, firmada por Makoto Shinkai. Y no una cualquiera: dos jóvenes comienzan a intercambiar sus cuerpos según el día, de forma involuntaria y sorprendente, y la única forma de comunicarse es mediante las notas del móvil. Así que en una aventura que desafía las leyes espaciotemporales, es el bendito móvil el que logra conectarles. La historia nos enseñará más adelante que el verdadero amor nace de la comprensión y la empatía, y no entiende de distancias o épocas, de modo que aparece como la perfecta combinación entre ambos mundos: el romanticismo imposible (que se acaba volviendo realista) y las nuevas teconologías como puente entre dos mundos

Bibliografía.

Bauman, Z. (2012). Amor líquido: acerca de la fragilidad de los vínculos humanos. Fondo de cultura económica.

Bonavitta, P. (2015). El amor en los tiempos de Tinder. Cultura y representaciones sociales, 10(19), 197-210.

Cortés Gómez, R. A., Del Castillo Casas, A., & Hernández Mojica, Á. M. (2016). Configuración de los vínculos erótico-afectivos en las redes sociales el caso Tinder.

Lipovetsky, G. (1973). La era del vacío.

Puget, J., & Berenstein, I. (1989). Psicoanálisis de la pareja matrimonial. Paidós.

Rogers, C. R. (1993). El proceso de convertirse en persona: mi técnica terapéutica.

Sánchez Escárcega, J., & Oviedo Estrada, L. (2005). Amor. com: vínculos de pareja por internet Revista Intercontinental de Psicología y Educación, vol. 7, núm. 2, julio-diciembre, 2005, pp. 43-56 Universidad Intercontinental. Revista intercontinental de psicología y educación, 7(2), 43-56.